Amnistía Internacional, el kit del bolígrafo

Exhibited by
Artículo añadido por: SOFII
Added
August 07, 2018
Medium of Communication
Medio de comunicación: Correo postal
Target Audience
Público objetivo: Particulares, donantes regulares.
Type of Charity
Tipo de entidad no lucrativa: derechos humanos & libertades civiles, cambio social.
Country of Origin
País de origen: Reino Unido
Date of first appearance
Fecha de primera aparición: octubre de 1995

​El punto de vista de SOFII

Esta es una de esas campañas de captación de fondos que realmente rompió moldes. Mezcla elementos emotivos, inteligentes y bonitos para apoyar una de las mayores causas mundiales; su belleza reside en que todo es significativo y sincero. Nada está ahí porque sí. Esta es la meta a la que todos los escritores y diseñadores deberían aspirar.

Resumen/Objetivos

Adquisición de donantes.

Creador/origen

Concepto y ejecución de Karin Weatherup y Burnett Associates Limited. Karin es coautora del Inspiring Annual Reports.

Antecedentes

Amnestía necesitaba hallar una forma efectiva y potente de reclutar nuevos donantes para su gran causa. Esta fue. La creadora de la campaña, Karin Weatherup, recuerda una misiva de aquel entonces que rezaba, “esta carta ha salvado a Amnistía”. Probablemente no era una exageración. 

Características específicas

Por primera vez en el Reino Unido se incluía un bolígrafo de plástico gratis en una campaña de fundraisingpostal.

Influencia/impacto

Esta fue, hasta donde sabemos, la primera ocasión en la que se incluyó un bolígrafo gratis en una carta destinada a recaudar, al menos en Reino Unido. Así que éste fue el kit que originó una moda y, de paso, otros miles (o más) de copias de menor calidad. Pero esto no hace justicia a este innovador y efectivísimo paquete por la justicia: éste es un mensaje de captación como debe ser.

Resultados

Era tan buena, que esta campaña se acabó convirtiendo en el banco de Amnistía UK durante más de diez años y fue copiada o adaptada por muchas otras secciones de Amnistía en el mundo. Creo que Amnistía Australia aún la sigue usando.

Méritos

Esta campaña de correo fue, por un lado, brillantemente exitosa y, por otro lado, comenzó una tendencia que produjo muchos imitadores, muchos de los cuales eran copias baratas. La clave residió, claramente en este caso, en su pertinencia.

Incluir un bolígrafo gratis o no se convirtió rápidamente en una cuestión controvertida para los captadores. Desde la perspectiva del donante, sin embargo, no fue una buena idea. Es condescendiente y da una impresión de desperdicio. Los donantes empezaron a recibir un gran número de estos paquetes con un bolígrafo gratis, lo que seguramente erosionó la imagen de estas organizaciones a largo plazo.

En su blog de UK Fundraising, el experto en campañas de correo John Grain explicaba:

“Aparte de aquel caso memorable de Amnistía Internacional, es ingenuo pensar que un donante consideraría que un bolígrafo es un componente esencial de una carta bien hecha". No es un mal reconocimiento después de 15 años o más.

La lógica detrás de estos bolígrafos parecía bastante simple. Un regalo puedo provocar una primera buena reacción, pero ¿resulta un buen argumento para apoyar una causa? No lo creemos. La captación de fondos es un negocio a largo plazo, un incentivo tan vacuo obviamente no ayudará a las organizaciones benéficas a encontrar donantes que apoyen su causa.

Pero en el caso de Amnistía se juntaron dos factores: por un lado, el tratamiento apropiado, inteligente y creativo que le dio Karin, y, por otro, la inclusión de un bolígrafo como golpe maestro porque era muy obvio y transmitía un significado inmediato.

Cualquiera con más información sobre este kit o que pueda enviar a SOFII una mejor calidad de imagen, que se ponga en contacto con nosotros.

Video

Alan Clayton presenta a Amnistía Internacional en el I Wish I’d Thought Of That 2012 organizado por SOFII.


Información adicional

Traducido por Alhelí Quintanilla